Las Diez Causas Más Comunes de un Quiebre Amoroso

Compartir:

Las Diez Causas Más Comunes de un Quiebre Amoroso

Las Diez Causas Más Comunes de un Quiebre Amoroso

Todas las relaciones de parejas son diferentes, por ello, los motivos del rompimiento de una no son iguales a los de otra pareja. Pese a esto, siempre existen puntos en común que llevan a una relación a agotarse y a comenzar ese desgaste que lleva inevitablemente a la disolución del compromiso si no se hace nada por evitarlo. Podemos ver que en muchas de las relaciones, existen motivos que son bastante similares que llevaron al hastío y el cansancio de la otra persona.

Muchas parejas terminan de común acuerdo, pero es más común aún encontrar parejas en las que una de las partes ha decidido cortar con el compromiso debido a una diversidad que motivos, que incluyen, enamorarse de otra persona, cansancio de la actitud del otro, negación a mejorar, no poner esfuerzo alguno en mejorar la relación, falta de iniciativa, metas diferentes, mala relación con la familia y el ambiente, entre otros.

Pero ¿Cuáles son las causas más comunes que llevan a las parejas a decidir por la separación? Hemos enumerado diez causas que podrían ser las llamadas “universales”, aquellas que se repiten en todas partes del mundo y que se encuentran entre los primeros motivos de quiebres amorosos alrededor del globo.

Diez razones para el término.
No es extraño que una pareja termine, incluso cuando todo parece marchar bien, ya que nadie sabe lo que pasa realmente en la mente de las personas y no somos dueños de las decisiones del otro. Por ello hemos puesto diez causas que podrían llevar un compromiso directo al jardín del olvido.

Infidelidad: La causa número uno de muchos términos de parejas alrededor del mundo sería la que todos tememos cuando comenzamos un compromiso. Es difícil que las personas entiendan que si desean ser infieles no deben entrar en compromisos cerrados, es decir, aquellos que no permiten la libertad de ver otras personas. Intentar hacer entender esto a algunos es como hacer flotar un fósforo encendido en el agua.

Rutina: La vida monótona que muchas personas tienden a llevar una vez que entran en una relación es también una de las causas más comunes para muchas parejas rotas.

Incompatibilidad: Es muy común ver parejas sentadas en un diván explicando a una terapeuta las razones que hacen casi llegar a odiar a la otra persona. Ser incompatibles en muchos aspectos es un veneno para el amor.

Comunicación: Si una pareja no sabe conversar, no sabe estar a solas sin tener la necesidad de tener a alguien más presente y poder hablar, entonces está perdida, una razón muy poderosa para considerar el rompimiento.

Familia: Si una familia no acepta a la pareja y la persona que pertenece a ese clan no defiende a la persona amada, entonces hay pocas probabilidades de éxito.

Agotamiento: Las actitudes de la pareja cansan, desde como come, hasta como realiza su aseo personal. Si ya no hay entendimiento en esto, todo se ha ido al carajo.

Ritmo de vida: Las metas son diferentes y los trabajos de cada uno les impiden pasar tiempo de calidad juntos. Esa relación no llegará a buen puerto.

Soledad: Si una de las personas siente que ha sido dejada de lado y siente como si estuviese a solas, entonces buscará consuelo en otra persona o simplemente se irá.

Desgaste: Cuando alguien ya siente que lo mejor es terminar, entonces nada puede salvarse, por mucho que el otro lo intente, ya no hay amor.

Metas y prioridades: Si la pareja no está incorporada dentro de las prioridades y tampoco es parte de los sueños que se quieren cumplir, entonces no es la persona adecuada.

Compartir:

Compatibilidad de signos

Compatibilidad de signos

Seleccione los signos

Tu signo:
Signo de tu pareja:
También te puede interesar